¿Qué hago si el árbitro está en mi contra?

Muchos tenistas llegan a consulta con un psicólogo del deporte y comentan situaciones en las cuales el árbitro toma decisiones equivocadas en su contra. En algunos casos, ello se repite a lo largo del tiempo, con el mismo juez y el tenista dice que el árbitro está en su contra: ¿Cómo solucionar el problema?… Primero, hay que descubrir cuál es la realidad porque hay diversas posibilidades y de ello depende la solución a implementar. Veamos algunas.

El equivocado es el tenista que se está quejando

En torneos, todo tenista tiende a percibir las pelotas según su necesidad y es más fácil equivocarse a su favor, que equivocarse en su contra regalando puntos. Entonces lo primero es preguntarse si realmente están ocurriendo decisiones erradas. Es posible que el equivocado sea el propio jugador y no se dé cuenta de ello. He visto como, muchas veces, los propios padres del tenista luego le dicen en privado: “No hijo… esa pelota cayó claramente fuera. Allí no tenías nada que reclamar”.

El problema es que, si reclama, puede perder la concentración, perder el buen momento de juego que estaba teniendo, enfriarse, ganarse la enemistad del árbitro innecesariamente o comenzar una “guerra de puntos robados” contra el oponente.

Cuando los torneos no son de alto nivel, suele haber un solo árbitro para varias canchas y muchas decisiones deben ser tomadas por los propios jugadores, quienes deben aprender a convivir con eso.

Si un tenista piensa que el árbitro está en su contra, pero en realidad es el mismo como atleta quien se equivoca en sus apreciaciones, entonces es necesario bajar el ego y comenzar a aceptar la realidad.

También existen tenistas que están conscientes de haber fallado, pero deliberadamente tratan de ganar los partidos robando puntos y eso tiene consecuencias negativas. Este tipo de atletas rara vez logran llegar lejos: No desarrollan sus habilidades al máximo porque, al enfocarse en la trampa, dejan de enfocarse en mejorar su juego, suelen generar prejuicios por parte de los árbitros y, llegado a cierto nivel, ya no es posible robar puntos porque existe un árbitro para cada cancha. Los que antes ganaban en base a calidad de juego se crecen y el tramposo se estanca.

El árbitro realmente está en su contra

Si que el árbitro esté tomando malas decisiones con la intención de perjudicar a un tenista. En estos casos, hay que analizar el pasado y ver cuál ha sido la forma de reaccionar del tenista, o de sus familiares, con relación a las decisiones del juez. Si han ocurrido conflictos, entonces es necesario mejorar las relaciones con él, tratarlo de mejor manera al estar en desacuerdo con sus apreciaciones y también en otros ambientes. Un saludo amistoso, una conversación amigable fuera de los torneos pueden contribuir a relajar las tensiones si es tenis juvenil. Pero al ser de alto nivel, todo se difunde y muchos otros árbitros pueden predisponerse.

El árbitro tiene una mala imagen del tenista

En este caso, puede que no exista deseo de perjudicar al tenista. Tal vez el problema sea causado porque el árbitro percibe al tenista como un competidor tramposo. Muchos torneos tienen un solo árbitro para varias canchas. Este juez puede estar momentáneamente enfocado en otro partido. Pero de vez en cuando voltea hacia las otras canchas e interviene. Si este Juez ha visto donde cayó la pelota y se produce un altercado entre los tenistas, el árbitro puede acercarse y decir: “Esa pelota cayó buena porque yo la vi”.

Allí el tenista que roba puntos queda en evidencia. Al ocurrir repetidas veces generando conflictos, el árbitro se forma una imagen de ese tenista pensando: “Es tramposo”. Luego ese mismo jugador puede tener la razón en futuros desacuerdos. Pero el árbitro piensa: “Ya vas a robar puntos otra vez”. Existen historias de mala fama creadas durante años. Para solventar el problema hay que dejar de robar puntos. Así la imagen que el árbitro tiene sobre el jugador cambia con el tiempo.  

Para que puedas hacer estrategias de juego previamente planificadas que sean completas

Sígueme en las redes sociales

Leave a Reply